miércoles, 10 de septiembre de 2008

Lizzy, Emilio y la noche en que se conocieron

¿Los stilettos o las plataformas? Con los primeros voy a estar elegante, pero para bailar necesito estar cómoda. Las plataformas pasaron de moda, pero se sienten como zapatillas. ¿Qué hora es? Las doce, y Carla que todavía no llama. ¿Qué clase de amiga es? Las doce. ¿Plataformas o stilettos? Doce y cinco. ¿Esta remera es sexy o es de puta? Carla, aparecé. Mis cigarrillos… ¿dónde están mis cigarrillos?

-¿Hola?
- ¿Qué hacés Emilio? ¿Te desperté?
-No, Miguel, miraba una película.
-¿Una película? Pero Emilio, si te dije que hoy salíamos. ¿Te acordaste de comprar los limoncitos? Yo tengo la cachaca acá. Voy para tu casa, tomamos unos drinks y salimos…
-¿Limoncitos? ¿Te dije que iba a comprar eso?
-Sí, Emilio, ¿no te acordás?
-Disculpame, Miguel, te habré contestado dormido…
-Bueno, bueno, no importa. La tomamos así nomás, decime al menos que tenés azucar…
-¿Azúcar? ¿Azúcar? Tengo que fijarme…
-No importa, voy para allá, tomamos algo y salimos.
-¿Es necesario?
-Poné a hacer hielo, voy para allá.

Los stilettos, definitivamente los stilettos. Bueno, lo más lindo no tiene porqué ser lo más cómodo. ¿A ver si me quedó bien el maquillaje? Lizzy, que linda perra que sos. Teléfono… al fin esta boluda se digna a llamar.
-Hola…
-Hola Lizzy, ¿cómo estás?
-Linda hora para llamar, nena…
-Bueno, no te ofendas, yo soy siempre la que te tiene que esperar hasta que te arregles…
-Cosas que pasan, hablando de eso, tengo puesta una remera que a mi me parece sexy, pero puede que sea vulgar…
-Lizzy, todo lo que usás te queda lindo. ¿Te das cuenta de cómo sos? Primero me retás porque tardo y ahora querés tardar vos…
-Bueno, bueno, basta… me fumo un pucho y voy.

Esto es un asco, pero mejor no digo nada. Miguel me va a echar la culpa por no comprar limoncitos…
-Al final cómo le das a la cachaca vos...
-Sí… está rica, servime otro vaso…
-Bueno, Emilio, pero no te la tomes tan lento porque en un rato tenemos que salir.
-Dame tiempo hermano, es fuerte…
-Sí hubieras comprado los limoncitos no estaría tan fuerte. Apurate, fondo blanco y salimos que vamos a llegar muy tarde.

¿Por qué será que pasan esta música de mierda? Al disc jockey habría que matarlo. Si no tuviese los stilettos, me treparía a la cabina para pedirle algo pasable, pero típico que me tropiezo. ¿Cuánto saldrán los tragos? Para pasarla bien acá voy a necesitar mucho alcohol.

-¿Viste que el lugar no era tan malo?
-Sí, pero no tengo ganas de bailar ahora, Miguel.
-¿Con todo el alcohol que tenés encima no querés bailar?
-Tengo sueño, quizá si tomo alguna otra cosa…
-.Espero que el sueño no te impida ver las mujeres que hay acá. Por ejemplo esas dos: la rubia de pelo lacio y la flaquita con el trago y el cigarrillo.
-¿Cuáles?

-Lizzy, empezaste floja, pero ahora estás a pleno…
-Y bueno, necesitaba tomar.
-Me encanta este tema…
-Estás loca, al disc jockey habría que hacerle una lobotomía. Solo bailo de borracha...
-No digas estupideces y mejor fijate en esos dos pibes… Nos están mirando…
-El que está contra la columna no está mal.

-¿No te gusta la flaquita?
-Es linda.
-¿Qué tal si vamos a hablarles?
-¿Te parece? ¿No es una berretada encarar en un boliche?
-Berreta o no, yo a la rubia la avanzo.
-Andá nomás, yo me quedo con mi cerveza.

Viene para acá el que no me gusta. Seguro que me encara a mí. Parece que no, la mira a Carla. Menos mal. Bueno, paciencia Lizzy, el amigo seguro que viene pronto. Pero… ¿qué hago? Carla y el pibe están en pleno levante y yo acá sola. ¿Me pongo a bailar o me quedo tildada en el medio de la pista? ¿Qué hago? Qué quilombo que tengo en la cartera, nunca encuentro los cigarrillos cuando los necesito.

¿Qué le pasará a esta chica? ¿Por qué fuma tanto? Parece nerviosa…

El imbécil ni se inmuta. Mejor bailo. Con este tema de mierda puedo hacer unos pasos bien provocativos.

Cómo se mueve ahora. Sí, debe estar nerviosa. ¿Tendrá convulsiones la pobre?

No viene el muy imbécil. Ni los pasos, ni las miradas funcionan. No puede ser, una mina como yo convertida en una chica sábado cuatro AM. Yo tengo un radar, de todos los pibes que hay en los boliches, siempre me fijo en el idiota que se queda toda la noche contra la columna.

Qué cara de enojada que tiene ahora. Qué feo cuando la gente la pasa mal. La sociedad esta enferma…

Me cansé, me tomo lo que me queda del trago y le voy a hablar…

¿Necesitará algo la pobre? Igual yo no puedo hacer nada, mejor sigo con mi cerveza.

Le voy a hablar, así aprende ese estúpido…

Qué rapido se calienta la cerveza…

Voy para allá…

Viene para acá. ¿Qué querrá? Las chicas no saben tomar. Bueno, igual le puedo ofrecer un poco de cerveza caliente…

-Hola, me llamo Lizzy. ¿No pensabas hablarme?

5 comentarios:

Jirafas dijo...

esa es la actitud que deben tener todas las mujeres.
igual, no nos identificamos para nada con emilio :P

lo bueno de dejar reposar un texto durante algunos años es que nos vuelve a sorprender, y nos alegra.

besos

LMJ dijo...

Gracias, de verdad!!! Esta es una etapa en que estoy desenterrando muertos, este cuentito, ahora quiero encontrar el disco en el que particip� etc.
Mirando hacia atr�s digo: qu� espanto, menosprecie a lo que ahora me gusta s�lo por haber querido ser la mejor. Si alg�n dia tengo ni�os, tratar� de no inculcarles jam�s esa neurosis.
Besos mil y nos vemos o en guitarreadas o pasillos.

Lila dijo...

puede ser la actitud de todas las mujeres - pero no todas las LIZZIES son iguales!!! ..-

http://www.youtube.com/watch?v=z17UGsq-4wc

Anónimo dijo...

Me gusta, pero no se porque imagino todo esto por los 50´s. Claro que no estan ahi. En realidad no se. Ayer fue el fuego y las cavernas, hoy el petrolo y la informacion. No cambiamos demasiado.

Brindo por lizzy y emilio

LMJ dijo...

Gracias a tutti por la onda, no son los 50 pero como diría Sabina "también en el infierno llueve sobre mojado, jajaja".
Besos a ambos y mañana, próxima entrega.